domingo, 14 de octubre de 2012

Romperse


El sentimiento de implosión inminente va a más. Es como si sintiera el redoble de los tambores a lo lejos. Y cada vez se acerca más, y terminará por devorarme.

Cuando todo oscurezca, podré desenterrar lo que hay escondido en mi jardín. Alicia también estará allí. Juntas cavaremos toda la noche si hace falta, no dejaremos un rincón sin revolver. Puede que encontremos cosas bonitas, cosas que valga la pena rescatar, sacar del barro y llevarlas a lugar seguro. Y ya de paso, quizás Alicia pueda ayudarme a decidir qué cosas debiera dejar allí. De todos los ropajes que acaban pesando tanto…

Acabaré volviendo a casa en pelotas.




No hay comentarios:

Publicar un comentario